Giro 2016 – Previa 4ª etapa

En nuestra guía decíamos…

La carrera en esta cuarta etapa ya pisará el suelo italiano. Los corredores, tras la primera jornada de descanso, o más bien jornada de traslado, tendrán por delante una jornada larga. Esta etapa tiene una primera parte bastante llana donde habrá bastante pelea por entrar en la fuga buena de la jornada. En cuanto a la parte final de la etapa es un continuo sube y baja de pequeñas cotas. La última que afrontarán los corredores es el Fortino, una cota que se corona a 10 kilómetros de meta. Es un día donde una fuga con corredores con mucho tiempo perdido puede llegar a meta y jugarse la victoria.

sdsd

Horario:

Hora de salida: 12 : 20 h .

Hora de llegada (aprox.): 16 : 58 h / 17 : 28 h .

TV: Directo en Eurosport a partir de las 14:15h.

Análisis Recorrido:

Llega la cuarta etapa de este Giro, pero la primera en tierras italianas, entre Catanzaro y Praia a Mare. Una etapa larga, que alcanza los 200 km. El perfil de la etapa será sencillo durante los primeros 120 km, prácticamente llanos, pero el perfil se hará cada vez más quebrado. Los corredores se encontrarán con dos puertos puntuables de 3ª categoría, pero un 3ª de los del Giro, duros. No obstante, se encuentran lejos de meta. El primero, Bonifati (6’5 km al 6% +-) en el km 126. El segundo, San Pietro (5’3 km al 7%), con pendientes máximas del 11%, muy irregular, encontrando mayor dureza en la parte central del puerto, se corona aún a falta de 50 km de meta. A partir de aquí terreno “pestoso”, hasta llegar a la subida de Fortino (1’7 km al 7’7%), con rampas máximas del 18% que puede romper el grupo. Descenso sencillo por carretera ancha, que puede beneficiar a un pequeño reagrupamiento y meta.

 Favoritos:

¡El Giro llega a Italia! Después de unas etapas en tierras holandesas más propicias para los corredores rápidos, la orografía italiana se hace notar, para presentarse con una etapa rompepiernas, que hace que el abanico de posibles ganadores esté muy abierto, con varios escenarios posibles. Pasaremos a analizarlos a continuación.

Se trata de una etapa propicia para corredores habilidosos, que se desenvuelven bien en la media montaña, en clásicas con muros, con un final dificil de controlar, en el que un corte con corredores de calidad, podría tener unas buenas papeletas para llegar. Dentro de este perfil de corredores hay unos cuantos en el Giro, pero vamos a destacar por encima del resto a Tim Wellens. El Giro parece que ha diseñado esta etapa para el joven belga a propósito, pues tiene todos los ingredientes para que el de Lotto deje su sello en la carrera italiana. El perfil le viene a la perfección, y es de este tipo de corredores valientes, que atacará desde lejos, moviendo el árbol y probando fortuna buscando las dudas y la indecisión en el pelotón. Tiene un gran motor, e incluso marchando en solitario tendría muchas opciones de llegar. Cabe destacar que además es el día de su cumpleaños, lo que puede suponer una motivación extra.

En este mismo escenario, corredores como Davide Formolo, Damiano Cunego y sobretodo, Diego Ulissi, tienen una gran oportunidad para sorprender. El primero ya el año pasado dejó su sello en una etapa similar. Cunego ha venido aquí a cazar etapas, y su estado de forma parece bueno, viendo sus prestaciones en el Giro del Tretino, con un tercer puesto de etapa, y estando en la fuga de la última etapa. En cuanto el corredor de Lampre, su calidad está más que demostrada, su punta de velocidad juega a su favor, en incluso llegando en un grupo reducido en el que estuvieran los hombres de la general, tendría muchísimas opciones. También habrá que tener un ojo puesto en: Simon Clarke, Matteo Busatto, otro con buena punta de velocidad, o Stefano Pirazzi, guerrero como ninguno.

Otro de los escenarios posibles podría ser un excesivo control en la cabeza del pelotón, llevando un ritmo constante, sin grandes cambios de ritmo, lo que beneficiaría a corredores más rápidos para poder ir aguantando los puertos y sobretodo la última cota de Forlino, que incluso coronando con una pérdida de tiempo limitada, podrían volver a contactar para disputar un sprint de un grupo más o menos reducido. En esta situación cabe destacar a un corredor que ha dado un nuevo salto de calidad esta temporada y que milita en la filas del conjunto Bardiani, Sonny Colbrelli. Cumple todos los requisitos para llevarse esta etapa en estas circunstancias. Es rapidísimo, y su mejora en la escalada es patente, vista su actuación en la Amstel Gold Race.

Otras opciones pasan por corredores de un perfil similar, como Grega Bole, que será la baza de Nippo junto con el principito Cunego, o Enrico Battaglin. A priori parece una etapa muy complicada para que los sprinters consigan superarla, pero no se puede descartar a algun sprinter como Arnaud Demare, que podría ser capaz de sorprender como ya hizo en San Remo, con una espectacular remontada. Por último, mención para Matteo Trentin, que tendrá que aprovechar la libertad que le otorgará el hecho de que Kittel estará eliminado con casi toda seguridad, y para Nikias Arndt, un corredor que en los muros de Yorkshire demostró que esta subiendo mucho, y su punta de velocidad es envidiable, eso sí, habrá que ver como se encuentra después de su caída en la tercera etapa.

Otro escenario posible, aunque menos probable, sería una lucha a tumba abierta entre los hombres de la general, los cuales, si el ritmo es elevado durante toda la etapa, siempre podría hacer un test y provocar alguna pequeña selección en las duras rampas de Fortino. Aquí ya se podrá ver por primera vez quién marcha y quién no. No obstante, será complicado abrir muchos huecos, porque la vigilancia entre los mismos se presume muy grande. Hombres rápidos como Tom Dumoulin, Alejandro Valverde o Rigoberto Urán podrían lanzarse a por las bonificaciones en una presunta llegada en un grupo reducido de favoritos para la general. No obstante, es más que probable que aunque la dureza extrema haga de las suyas en la etapa, corredores como Gianluca Brambilla o el ya mencionado Diego Ulissi, puedan estar entre los elegidos, donde su buen estado de forma, su buena punta de velocidad, y sobretodo en el caso del hombre del Etixx, su valentía y buena lectura de carrera, podrían auparle a lo más alto del podio en este 10 de mayo.

Por último, el escenario menos probable es que una fuga más o menos numerosa pueda hacer camino, pero será complicado, pues Tom Dumoulin tiene muchas opciones de recuperar el rosa, y el Giant no debería permitir que eso no suceda. Algún corredor que lo podría probar: Gianfranco Zilioli, Simone Petilli, Giulio Ciccone, y porqué no, el debutante español, Cristian Rodríguez, que puede aprovechar la mayor frescura de piernas del comienzo de Giro, para dar presencia a Willier Southeast en la primera etapa en suelo italiano.

En resumen, no debería haber diferencias entre los que disputan la general, o al menos no muy importantes, pero sí que podemos presenciar algún síntoma de debilidad en quien menos se espere. Etapa muy bonita, que esperemos disfrutar, aquí en R&M.

Zona apuestas:

Nuestra apuesta:  Tim Wellens

Nuestro outsider:  Sonny Colbrelli

Escrito por:
@Alvaro_Queve

Sin comentarios

Escribe algo

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar