Aprovechando que el mundial pasa por Ponferrada…

… Y el Pisuerga por Valladolid, hablaremos de un ilustre ciudadano de la ciudad de Pucela. Como muchos habréis adivinado me refiero a Javier Mínguez, actual seleccionador español de ciclismo.

En un ciclismo, el actual, que presume de ser diferente al de épocas anteriores, donde se hablaba de barra libre y que se quería dejar atrás todo lo que representaba esa etapa, en España, tenemos de seleccionador a uno de los mayores exponentes de la susodicha época.

Javier Mínguez, como el mismo se define, es una persona que por su carácter espontáneo y abierto es capaz de enviar a alguien a tomar por culo con gracia. Esto nos puede dar una idea para saber que personalidad tiene el bueno de Javier.
En su día, también fue autor de la frase “Con agua no se gana el Tour” razonando su respuesta de la siguiente manera: “Los santitos, que se quiten la venda de los ojos. Yo no voy a contar películas como Odriozola (presidente de la Federación de Atletismo). En alta competición hay un desgaste y el que no se recupera baja el nivel y el que se recupera sigue adelante. Eso es así. Quien no quiera verlo que se dedique al cante”. Por cierto, el que ganaba el Tour era Indurain.

Mínguez, nació en el año 49 y como ciclista solo fue profesional durante una temporada en el equipo Monteverde (1973) haciendo labores de gregario. Alcanzó la fama como director deportivo (BH, Amaya Seguros o Vitalicio, entre otros) consiguiendo éxitos notables, pero siempre salpicados de polémica, ya que se le achacaba el quemar a los corredores y el crear tal competencia entre ellos que al final el compañero era el primer rival.
En el año 2000, con la desaparición de Vitalicio, se interrumpe su carrera como director hasta que en 2013, con la llegada de López Cerrón (en su día, segundo de Mínguez) a la presidencia de la Federación, se le otorga el cargo de seleccionador.

El año pasado era su primer mundial al frente del 9 español y daba una consigna para el que quisiera formar parte del equipo; “El que acepte mi filosofía, viene”; y para evitar guerras entre ellos presume de haber anticipado que el líder del equipo sería Valverde.

Así, nos presentamos al día de la carrera, y Purito no siguió, o no entendió la consigna, ya que en ningún momento hizo de gregario de Valverde. El final ya lo sabemos todos, y el culpable, el de siempre. Hasta aquí no habría novedad, sino es que, si alguien tenía dudas, es el propio seleccionador quien lo señala, cual general Napoleón cuando mandaba a los desertores al paredón.

Algo insólito en el deporte actual, donde hay que guardar unas formas. ¿Os imagináis que sale Del Bosque, por ejemplo, y dice: “a mí qué me contáis de la eliminación del mundial, Casillas no paró ni una y todo el mundo lo ha visto”? Pero bueno, ya sabemos que Mínguez cree de si mismo que manda a uno a tomar por culo y tiene hasta gracia.

Con estos antecedentes nos plantamos en nuestro mundial y como siempre tenemos el mismo favorito, al que como se le ocurra no ganar, se le tildará desde la prensa y demás iluminados de segundón, si “solo” saca medalla y de fracasado, si queda a partir del cuarto.
Y… ¿Este año Purito se habrá enterado quien es el líder?, ¿ejercerá de gregario?, ¿o como el año pasado, hará su carrera y si gana soy el mejor y si no, mala suerte? Total, a él nadie le va a señalar, así es fácil y cómodo correr.

Mientras, ya ha habido una deserción, la del niño bonito de la prensa. ¿Motivo?: No le gusta trabajar para otros, sin más. Por otro lado, surrealista su inclusión en la lista cuando había renunciado, mientras se olvida-equivoca con Luisle y lo mete, y entonces echa a Gorka y deja a Contador, que vuelve a renunciar. Como Valverde un día diga lo que piensa, igual lo de Mendrisio queda en una anécdota.

Escrito por:

@DLChanels

3 comentarios
  • Carrick on Suire
    Publicado a las 17:18h, 24 septiembre Responder

    Cuanto más se dedica uno a excarvar en asuntos de la Federación Española más sorpresas se lleva uno. Al final, parece una jaula de grillos. Cuanto más vueltas le da uno a lo qué ocurrió en el pasado mundial de ruta, más informaciones consigue, más cabos ata… a peores conclusiones llega. Parece ser que hubo bastante indefinición en las órdenes y en los papeles que debía jugar cada ciclista. Sobre todo en los casos de Purito y Valverde. Y eso tiene un único responsable. Porque ese responsable está ahí para tomar decisiones, justas o injustas, acertadas o desacertadas… Pero debe de tomar decisiones. Y asumir las responsabilidades que le correspondan por tomar esas decisiones. Y no estar ahí para contemporizar y cobrar. Si el año pasado alguien en la selección hizo lo que no debía, este año no debería estar en la selección. O por lo menos, si estuviera, que los aficionados supiéramos quien se saltó el protocolo. Pero sin tapujos. Apuntando con el dedo a quien hubiera sido. Y respecto a lo de Contador. Pues está claro que desde un punto de vista disciplinario su insumisión debiera ser sancionable. Pero ¿quién le va a poner el cascabel al gato?. ¿Quién le va a sancionar? Al final parece que es como un:”déjame a mi hacer lo que me dé la gana porque como me dé por hablar…”.

    • Dlchanels
      Publicado a las 20:40h, 25 septiembre Responder

      Yo lo de Contador desde su punto de vista lo entiendo y lo respeto, no quiere rebajarse a gregario y punto. Pero también lo tenía que haber hecho èl y sobretodo Freire en la olimpiada de Pekin, que es donde se rompe la selección como equipo. Para ser la ruptura total en Mendrisio. Sera mi próximo artículo.

  • Carrick on Suire
    Publicado a las 22:45h, 25 septiembre Responder

    Tú hablas de la Olimpiada de 2.008. En mi opinión, ya en el mundial de Stuttgart en 2.007, ya se vieron cosas raras. Y con Antequera de seleccionador.

Escribe algo

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar