Giro de Italia 2017 – Previa 14ª etapa: Castellania – Oropa

En nuestra guía decíamos…

Etapa muy cortita que parte de la tierra natal del legendario Fausto Coppi. Apenas 131 km, que no tendrán mucho aliciente hasta llegar a las rampas del puerto final. La llegada en alto a Oropa dará mucho juego. Son 12 kilómetros de ascensión que concentran su dureza desde la mitad hacia la parte final del puerto. La última vez que se subió fue en 2014, curiosamente también en la 14ª etapa. Ese día triunfó Enrico Battaglin, resolviendo una escapada muy interesante. Entonces la etapa presentaba más dureza, con puertos encadenados previos. En esta ocasión, el pelotón llegará compacto y con más energías al comienzo del puerto. Será un test importante para los hombres de la general, que sin duda querrán aprovechar la única llegada en alto antes de la tercera y última jornada de descanso.


HORARIO

Hora de salida:  13:55 h.

Hora de llegada (aprox.): 17:02 h / 17:23 h.

TV: Directo en Eurosport a partir de las 14:30 h.

Twitter: @_RoadAndMud.

ANÁLISIS RECORRIDO

Una etapa muy corta, 131 kilómetros. El terreno será prácticamente llano, aunque es cierto que va picando hacia arriba, hasta que en el km 100 de etapa se hace más evidente. Por tanto, hoy tenemos una jornada de montaña unipuerto.

En ese terreno llano se tendrá que formar la escapada del día, así que no será fácil para los grandes escaladores del pelotón. Un terreno en el que además será fácil controlar para los equipos, lo que podría hacer que el grupo de favoritos llegara a la base de la ascensión al Santuario de Oropa con muchas opciones de que en medio de la batalla por la general este también en juego la etapa.

La ascensión al Santuario de Oropa serán casi 12 kilómetros, con pendientes más o menos irregulares. En su parte inicial, es más suave, pero a partir del km 5 se empieza a endurecer considerablemente. Será en su parte intermedia donde encontramos la zona más exigente, con un par de km que superan el 8’5% de pendiente media y rampas máximas del 13%.

Los últimos 5 km de ascensión no bajan del 7’6% de pendiente media, debido a que cuentan con algún que otro descansillo muy corto. Como vemos en el perfil, a falta de 2 km, volvemos a encontrar una zona de rampas que superan los dos dígitos. Sin lugar a dudas, una subida para escaladores puros. Por algo es el templo de Marco Pantani.

FAVORITOS

En una jornada como esta, tenemos que tener en cuenta dos escenarios posibles. Uno de ellos es la fuga, que no se puede descartar a estas alturas de carreras, con tanta fatiga acumulada. Y el otro es la batalla por la general y la etapa entre los favoritos. Lo cierto es que al ser una jornada unipuerto es posible que sea más fácil controlar la escapada que se forme, y sería lógico pensar que no pudieran coger el corte los mejores escaladores en ese terreno llano. Esto merma posibilidades a los fugados. Habrá que ver que equipo decide tomar el control en el pelotón, pero Movistar debería asumir el peso, en favor de Nairo Quintana, que aquí tiene otra gran oportunidad de sumar otra victoria de etapa y de recortar tiempo al líder, Tom Dumoulin. Además, tampoco se puede despreciar las bonificaciones. Por este motivo, yo me inclino más porque la etapa estará también entre los hombres de la general. No hay tantas oportunidades para vencer una etapa de alta montaña sin estar en la escapada, pero con un terreno de aproximación como este al último puerto, es claramente una de ellas.

Como decimos, en este primer supuesto, el máximo favorito es Nairo Quintana, como ya demostró en el Blockhaus. Pero tampoco podemos olvidarnos de Thibaut Pinot en este tipo de ascensiones irregulares y con grandes pendientes. La subida le va a las mil maravillas, y no es tan larga como lo fue el Blockhaus, lo que le puede beneficiar. Si el colombiano no consigue soltarlo, el francés lo batirá al sprint, y seguro que tratará de aferrarse con uñas y dientes, porque es probablemente su opción más clara para vencer una etapa.

A continuación estaría Vincenzo Nibali. Al ‘squalo’ se lo vio bien en la primera parte del Blockhaus. Lo cierto es que mejor de lo esperado para estas alturas de carrera. Eso si, el puerto se le hizo eterno y cedió un minuto con Nairo. En esta subida, más corta, pero de entidad, podría aguantar de mejor manera el esfuerzo. Al final importa mucho el ritmo de ascensión, pero también el tiempo al que se somete el cuerpo a un esfuerzo de alta intensidad. El tiburón podría aguantar al máximo nivel en estas longitudes que manejamos, teniendo en cuenta que lo especialmente duro comienza cuando “solo” restan 7 km para finalizar el puerto, y por tanto, la etapa.

Tenemos que tener muy presente también al líder en este tipo de jornadas unipuerto. Aquí es donde mejor se puede desenvolver Tom Dumoulin. En los encadenados pueden hacerlo sufrir, y dinamitar a su equipo para aislarlo. Aquí llegará a la base del puerto bien arropado por sus compañeros, y podrá ascender Oropa como si fuera una contrarreloj para él. Esto es muy bueno para el holandés, que sabe regularse muy bien, y aquí podría perfectamente minimizar pérdidas, e incluso, sacar partido con algún que otro escalador que abuse en el esfuerzo y no mida sus fuerzas.

El resto de favoritos para la general lo tienen más complicado para levantar los brazos. Hemos visto bien a Domenico Pozzovivo, pero está lejos de medirse a los capos. Steven Kruijswijk ya ha mostrado síntomas de debilidad, y Bob Jungels no está en su terreno propicio, con aguantar le vale. De los pocos que podría hacerlo sería Bauke Mollema, pero al holandés le cuesta mucho amasar triunfos, y nos cuesta verlo ganando, aunque seguramente realice una gran ascensión. Adam Yates e Ilnur Zakarin se encuentran lejos en la general, pero veremos si tienen piernas para poder intentar pasar a la ofensiva por el parcial, algo que no parece tan claro. Por último, Geraint Thomas, no tomó la salida en la 13ª etapa, y aunque ya fuera de la general, será otra baja sensible en este Giro.

Muy en cuenta habrá que tener a Mikel Landa. El alavés está totalmente fuera de la general y buscando nuevas motivaciones. Ya probó en la 11ª etapa, y en esta ocasión, el final es mucho mejor para sus cualidades. Llega a la cima de Marco Pantani, y eso seguro que es especial para él, puesto que su estilo en la bicicleta, agarrando el manillar de abajo, recuerda mucho al pirata. Seguro que Mikel lo tiene presente, y es una etapa que le gustaría tener en su palmares. Lo cierto es que desde la fuga lo tiene complicado, porque habría que cogerla en terreno llano, y además es posible que los equipos del pelotón la acaben tirando abajo. Pero podría disputar de tu a tu con los de la general. Para eso, probablemente el vasco tenga que anticiparse a los grandes movimientos de los favoritos, y tendrá libertad para hacerlo. Dar algo de margen a Landa puede ser letal, y no sería algo descabellado que sucediera. Una tercera victoria española en e Giro, de tres corredores vascos, sería algo espectacular. Junto con la gran noticia que nos ha dado el Murias, este sería un mes mágico para el ciclismo español y concretamente el ciclismo que aporta el País Vasco.

En cuanto a la posibilidad de que una escapada se vaya de manos, y llegue con una renta suficiente como para disputarse la etapa, seguro que tenemos bastantes interesados en formar parte del corte. La última vez que se llegó al Santuario de Oropa (2014), llegó una escapada, aunque la etapa tenía más dureza previa. Entonces ganó Enrico Battaglin en las filas del Bardiani, con una espectacular remontada final. Es posible que el italiano tenga libertad para probar de nuevo y revivir viejos recuerdos, y se desenvuelve bien en el terreno que habrá que coger la fuga, así que ojo. Lotto NL Jumbo debería darle la oportunidad si quieren optar a un triunfo de etapa. Las oportunidades se acaban y “Krispis” no está en su mejor nivel.

Otros fuertes candidatos podrían ser Pierre Rolland, aunque el terreno inicial no lo beneficia, Omar Fraile, que está en un gran estado de forma y sabe moverse bien para enganchar el corte bueno, aunque igual el de Santurde piensa más en la siguiente etapa, que le podría venir mejor al no acabar en alto. Giovanni Visconti, en una situación similar a la de Omar. Sin olvidarnos de Jesper Hansen, Ivan Rovny, Alexander FoliforovGiulio Ciccone o Laurens de Plus.

ZONA APUESTAS

Nuestra apuesta:  [FRA] Thibaut Pinot

Nuestro outsider:  [ESP] Mikel Landa // [ITA] Enrico Battaglin

 Escrito por:
Álvaro Bartolomé Quevedo. @Alvaro_Queve

2 comentarios de “Giro de Italia 2017 – Previa 14ª etapa: Castellania – Oropa

  1. Como ayer le advertí, el mejor velocista es Gaviria, respaldado por el mejor lanzador del mundo Recheze. El resultado fue la cuarta del Relampago Gaviria.

    El mejor escalador del Giro es Nairo, y quizás es el mejor escalador del mundo, y llegará solo a meta. Es mejor ir con la lógica. Será la segunda etapa de el Cóndor.

    Saludos.

    • Muy buenas,

      Como usted dice Ed, es lo más lógico. Y por eso mismo en las apuestas se paga como se paga una victoria de Nairo. No obstante, aquí, personalmente, no voy a elegir siempre lo más lógico, sino que voy a elegir con mi criterio, y lo hago así porque es muy aburrido poner siempre el mismo favorito, que es lo que ocurriría el 80% de las veces si seguimos la lógica. De ahí que las previas vayan firmadas y no bajo el criterio de una casa de apuestas. Allí encontrará los favoritos ordenados con más lógica. De todas formas, gracias por la recomendación.

      Y muchas gracias por leernos y por su aportación.

      Frimado: @Álvaro_Queve.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *